Archivos para Comunicaciones Categoría

    El ejemplo de los padres a los hijos

    La actitud de los padres es su ejemplo:
    Muchas veces, a los adultos nos sorprende e incluso, molesta observar que nuestro hijo no es capaz de prestar ni compartir, y podemos pensar que hemos fallado en algún aspecto de su educación. “El sentido de la propiedad que un chico posee no tiene nada que ver con el del adulto. Pero hay algo que se manifiesta de forma clara: según sean los padres, así se comportarán sus hijos, es decir, unos padres egoístas y poco solidarios difícilmente podrán criar un hijo generoso. Los chicos son muy inteligentes y observadores: si un chiquito se da cuenta de que, en el fondo, a su mamá o papá no le gusta que preste sus juguetes, aunque de palabra le aconseje lo contrario, él lo captará. Por lo tanto, lo importante no es lo
    que el adulto dice, sino su verdadera intención interna, ya que es ésta la que transciende y de la que aprende el pequeño”, asegura la psicoanalista.
    Algunos consejos pueden ayudarlo a superar esta etapa de su desarrollo:
    Nunca hay que obligarlo. Es fundamental que no forcemos a nuestro hijo a prestar sus juguetes, ya que el pequeño que comparte por exclusivo deseo de sus padres antes de que desarrolle una sólida noción tanto de su yo como de sus pertenencias ignorará qué objetos son los suyos y cuáles los de los demás, y por lo tanto querrá acumular cada vez más cosas, convirtiéndose en el futuro en un adulto avaricioso y egoísta.
    Cuidado con las palabras. Bajo ningún concepto debemos criticar la actitud de nuestro hijo con palabras insultantes (egoísta, malo.’..). Lo único que conseguiremos con eso es que se sienta desconcertado e inseguro, ya que no entenderá nuestra reacción.
    Frases que ayudan. Debemos mostrar al chiquito los beneficios de compartir. Algunas frases pueden resultar muy útiles: “Cuando termines de jugar con el camión me gustaría que se lo prestaras a tu amiguito”, “Quiero ver cómo juega Andrés con tus construcciones, a ver cómo las hace”.

    Las cosas cambian..

    Hemos analizado sólo un mínimo aspecto de las posibles transformaciones que han ido surgiendo. Suena distinto y complejo crecer en la nueva era. Pero lo complicado parece que no pasa porque las cosas cambien sino porque no hemos reflexionado profundamente sobre cómo influyen en nosotros dichos cambios.
    Poder pensar de qué modo repercute en nuestra afectividad, en nuestra sociabilidad, en definitiva en nuestra subjetividad cada acción que realizan los hombres consciente o inconscientemente en el diseño del universo es un deber frente a nuestros hijos. Si no, corremos el peligro de que en el futuro nos pregunten: “¿Qué hiciste con el mundo, papá?” “¿Qué con la vida, mamá?”.

    Telecomunicaciones e informatica

    Hemos dicho que el desarrollo de las telecomunicaciones y la informática han generado un alto grado de interdependencia y que lo que sucede “allí”, muy lejos de nosotros,repercute “aquí”. Sin embargo, la contradicción es notable y los estudios señalan que nunca el hombre ha experimentado tanta soledad como en el momento actual.
    Hoy es posible comunicarse con Igor, del otro lado del planeta, pero no tener noticias de Augusto, que vive en el quinto F (o directamente no saber que existe). Sentimos un gran afecto por Gerard y se lo decimos en algún punto del ciber-espacio pero a Pedro, al que vemos y queremos todos los días, no le hemos dicho palabra. Será cuestión de pensar la relación espacio-afecto y mirar dentro de ella para saber cómo nos están invitando a relacionarnos.

    El universo virtual

    La revolución informática es otro de los pilares de la nueva era. Su aparición y su progresiva masividad han producido cambios significativos que, parecería, aún no hemos podido terminar de sospechar y pensar.
    Hoy la computadora ya no es sólo una sofisticada máquina de escribir, diseñar, calcular, copiar, comunicar…, antes bien se ha convertido en la autora de una segunda realidad: la realidad virtual. Se ha gestado progresiva pero vertiginosamente un mundo doble.

    Las comunicaciones

    Pensamos que la nueva era no coincide estrictamente con un cambio de número. Este cambio empezó ya hace tiempo con el gran impacto que han generado los adelantos en la ciencia y la técnica. Si un punto marca el nuevo tiempo tiene que ver, en parte, con dichos acontecimientos. Otros se sitúan en el horizonte de los cambios políticos y económicos que traen aparejados profundos cambios sociales.
    Pero si pensamos en el desarrollo de la ciencia y de la técnica en particular, y en su incidencia sobre la realidad, nos encontraremos con que las comunicaciones han variado en forma increíble la vida de los hombres.
    Hoy podemos saber qué sucede en el país más remoto en cuestión de segundos y que lo que esté acaeciendo nos influya de una manera inusitada. Pensemos si no en el efecto de las Bolsas del mundo sobre la economía de nuestro país. No sólo estamos comunicados con el mundo sino que éste nos impacta de manera directa e inmediata. Es como si fuese una “gran aldea”, la otra cuadra. Y lo que sucede en la otra cuadra me llega inmediatamente porque “somos vecinos”.

   
Todas los artículos publicados en http://fotos-bebes.net/ son extraidos de otras webs y publicaciones viejas, la mayoria enviadas por nuestros visitantes, si alguno viola los derechos de autor, nos lo puedes comunicar a fotosbebes.net@gmail.com y sera removida a la brevedad, desde siempre Muchas Gracias!